Screening exitoso

Fullscreen

Durante el ECNP 2017, tuvo lugar un intercambio científico entre expertos en el que se exploraron las evidencias que existen del vínculo entre los síntomas cognitivos y el funcionamiento de los pacientes con TDM. Sin embargo, en la práctica clínica, la evaluación de los síntomas cognitivos del TDM continúa representando una dificultad. THINC-it® es el primer instrumento digital validado para la determinación de los síntomas cognitivos en el TDM. Los pacientes desean volver a sentirse bien y la identificación y abordaje de los síntomas cognitivos nos aproxima al logro de este objetivo de recuperación funcional completa.

Bases cognitivas de la depresión

El Prof. Alessandro Serretti, de la Universidad de Bolonia, Italia, presentó una imagen de un cerebro afectado por depresión. Hay una disfunción del procesamiento de las emociones y la recompensa en el sistema límbico, que incluye la regulación voluntaria y automática de las emociones, y el córtex frontal no es capaz de controlar esta hiperactividad. Describió la depresión en términos de pensamientos negativos automáticos con sesgos de atención, memoria e interpretación, que contribuyen a las bases cognitivas de la depresión.

La rumiación y la motivación afectan a la atención del paciente, lo que a su vez influye en la función ejecutiva y la memoria. Los pacientes se esfuerzan en recordar preferencialmente cosas negativas más que positivas, debido a un sesgo de elaboración y a un exceso de generalización. El sesgo de interpretación es debido a la atención selectiva hacia estímulos negativos. La dificultad para desconectar de los estímulos negativos produce un deterioro de la memoria operativa. Los recuerdos y los estímulos positivos son ineficaces.

 

Los problemas persisten

El Prof. Serretti propuso que es posible que los síntomas cognitivos sean un rasgo independiente del TDM y que el deterioro cognitivo puede persistir incluso en pacientes que han respondido al tratamiento. El Prof. John Harrison, del King’s College, en Londres, destacó el problema de los déficits residuales. Recordó que los pacientes describen sus experiencias como enturbiamiento cerebral, olvidos e incapacidad para realizar múltiples tareas, y cómo estas experiencias se distribuyen en los dominios de la cognición. Los pacientes se sienten confundidos, inadecuados, abrumados, y esto no siempre desaparece, ni tan solo cuando mejora el estado de ánimo.

El deterioro cognitivo puede persistir.

En un estudio, los pacientes experimentaron síntomas cognitivos un 94 % del tiempo durante los episodios depresivos. Pero, lo que es crucial es la persistencia de los síntomas cognitivos residuales durante la remisión: los pacientes comunicaron síntomas cognitivos un 44 % del tiempo entre dos episodios depresivos. Esto subraya el carácter permanente y clínicamente significativo de los déficits cognitivos, que constituyen una necesidad médica no satisfecha.

 

Desempeño – papel de la cognición

El Prof. Josep María Haro, de la Universidad de Barcelona, presentó los últimos resultados, aún no publicados, del estudio Perform. Se trata de un estudio de cohortes, prospectivo, no intervencionista y de 2 años de duración en el que se incluyeron pacientes ambulatorios adultos de Francia, Reino Unido, España, Alemania y Suecia. El objetivo del Perform fue examinar el curso de un episodio depresivo y su impacto en el funcionamiento del paciente. Los síntomas de depresión se evaluaron mediante el PHQ-9, el funcionamiento y la productividad laboral se determinaron mediante el SDS y WPAI-SHP, y los problemas cognitivos con el PDQ-5. El estudio incluyó 1140 pacientes (de 35 a 55 años de edad).

Se examinaron qué factores del paciente se asocian con el deterioro funcional. Utilizando una modelización de ecuaciones estructurales, observaron que los síntomas cognitivos predicen e influencian el funcionamiento a largo plazo de manera independiente.

Los síntomas cognitivos predicen e influencian el funcionamiento a largo plazo de manera independiente.

 

Centrarse en la función

El Prof. Tracy Greer, del Centro Médico del Sudoeste de la Universidad de Texas, EE. UU., enfatizó que la incorporación de valoraciones funcionales para evaluar la respuesta al tratamiento puede mejorar los resultados en gran medida y debería ser un aspecto rutinario de la atención clínica.

En la actualidad aceptamos que el TDM causa deterioros en una numerosas áreas y un importante deterioro de la productividad. Más de tres cuartas partes de los pacientes deprimidos refieren cierto grado de pérdida de productividad. La reducción de la productividad laboral supone aproximadamente el 80 % de los costes económicos de la depresión.

El Prof. Greer presentó pruebas de que los síntomas cognitivos contribuyen más a los resultados en el entorno laboral que la gravedad global de la depresión.

Los síntomas cognitivos contribuyen más a los resultados en el entorno laboral que la gravedad global de la depresión.

Vemos que la cognición es un determinante crítico de los resultados de salud.

 

Más allá de las escalas

Como señalaron muchos ponentes, durante la última década se ha producido una concienciación creciente respecto a la importancia de los resultados funcionales frente a la mera mejoría sintomática. El Prof. Eduard Vieta, de la Universidad de Barcelona, lo resumió perfectamente: se trata de ir más allá de la MADRS, pasar de sentirse bien, a hacer las cosas bien y estar bien.

Se trata de ir más allá de la MADRS, pasar de sentirse bien, a hacer las cosas bien y estar bien.

Más del 77 % de los pacientes consideran que el estado mental positivo, por ejemplo el optimismo, el vigor y la confianza en uno mismo, es muy importante en la determinación de la remisión. Los pacientes quieren “estar bien”, lo cual incluye el funcionamiento emocional y cognitivo.

El Prof. Vieta expuso algunas de las principales limitaciones de las escalas MADRS y HAM-D, ninguna de las cuales determina adecuadamente los síntomas cognitivos del TDM. Para estimar la trayectoria clínica de los pacientes con depresión es necesario contar con resultados cognitivos y funcionales. Asimismo, los resultados objetivos y subjetivos (notificados por el paciente) son relevantes y ofrecen una perspectiva complementaria.

 

THINC-it® - un instrumento innovador para la determinación de los síntomas cognitivos del TDM

La determinación del deterioro cognitivo está justificada. Sin embargo, no se disponía de ningún instrumento de evaluación validado. Danielle Cha, de la Universidad de Queensland, Australia, presentó el instrumento THINC-it® como el primero que se adapta a los aspectos de los principios de implementación.

THINC-it® es el primer instrumento informatizado, autoadministrado y disponible gratuitamente para la determinación de los síntomas cognitivos en el TDM. Incorpora varios test en un programa sencillo: DSST, la prueba de tiempo de reacción de elección, el TMT-B, el test de memoria n-back y el PDQ-D5. El instrumento reúne las evaluaciones objetivas y las subjetivas.

THINC-it® ha sido validado recientemente en un estudio transversal no intervencionista en el que se evaluó la función cognitiva de adultos con TDM en comparación con sujetos de control sanos. Es el primer instrumento digital combinado de escalas objetivas y subjetivas a validar en una población joven con TDM.

Primer instrumento digital combinado de escalas objetivas y subjetivas a validar en una población joven con TDM.

El estudio incluyó 100 pacientes con TDM según el DSM-5, de 18 a 65 años de edad y 100 controles emparejados según edad, sexo y nivel educativo. El rendimiento de los controles sanos, del 97,8 %, fue mejor que el de los pacientes con TDM. El rendimiento del 44,4 % y el 32,2 % de los pacientes con TDM estuvo por lo menos 1 DE por debajo o entre 0,5 y 1 DE por debajo, respectivamente, de la media obtenida en los controles sanos.

THINC-it® tiene en cuenta la variabilidad en la función psicosocial percibida, determinada por la puntuación total y subpuntuaciones de la SDS. Los resultados notificados en relación al rendimiento laboral y la CdV, que se evaluaron mediante el EWPS y el Índice de bienestar WHO-5, respectivamente, fueron similares.

Este intercambio científico entre expertos estuvo organizado por H. Lundbeck A/S.

Symposium references

Key

DSST, Digit symbol substitution test; EWPS, Endicott Work Productivity Scale; HAM-D , Hamilton Depression Rating Scale; MADRS, Montgomery-Åsberg  Depression Rating Scale; MDD, major depressive disorder; PDQ-5, Perceived Deficits Questionnaire 5 items; PHQ-9, Patient Health Questionnaire 9 items; QoL, quality of life; SD, standard deviation; SDS, Sheehan Disability Scale; TMT-B, Trail Making Test part B; WPAI-SHP, Work Productivity and Activity Impairment - Specific Health Problem.

Selection of references from the expert science exchange

Bosaipo NB et al. Neurosci Biobehav Rev 2017;73:309-25.

Buist-Bouwman MA et al. Acta Psychiatr Scand 2008;118:451-8.

Cha DS et al. J Affect Disord 2017;222:14-20.

Conradi HJ et al. Psychol Med 2011;41:1165-74.

Fehnel SE et al. CNS Spectr 2016;21:43-52.

Gotlib IH, Joormann J. Annu Rev Clin Psychol 2010;6:285-312

Greenberg PE et al. J Clin Psychiatry 2015;76:155-62.

Kupfer DJ et al. Lancet 2012;379:1045-55.

Mandelli L et al. Psychiatry Clin Neurosci 2006;60:598-604.

McIntyre RS et al. CNS Drugs 2015;29:577-89.

McIntyre RS et al. Compr Psychiatry 2015;56:279-82.

McIntyre RS et al. Depress Anxiety 2013;30:515-27.

McIntyre RS et al. J Clin Psychiatry 2017; In press.

Potvin S et al. Compr Psychiatry 2016;70:53-64.

Saltiel PF, Silvershein DI. Neuropsychiatr Dis Treat 2015;11:875-88.

Saragoussi D et al. Neuropsychiatr Dis Treat 2017;13:2151-65.

Serretti A et al. Eur Psychiatry 1999; 14:137-42.

Serretti A et al. J Affective Disorders 2013:150:961-6.

Stewart WF et al. JAMA 2003;289:3135-44.

Trivedi MH, Greer TL. J Affect Disord 2014;152-154:19-27.

Zaninotto L et al. J Affective Disorders 2016;201:15-24.

Zimmerman M et al. Am J Psychiatry 2006;163:148-50.

Country selection
We are registering that you are located in Brazil - if that's correct then please continue to Progress in Mind Brazil
Está usted abandonando Progress in Mind

Está usted abandonando

Progress in Mind España
Verificación de profesional sanitario obligatoria
Para obtener acceso, por favor proporcione la información necesaria para verificar que es un profesional de la salud
Hello
Please confirm your email
We have just sent you an email, with a confirmation link.
Before you can gain full access - you need to confirm your email.
La información contenida en esta página web está dirigida exclusivamente al profesional sanitario.
Toda la información incluida en la Página Web está referida a productos del mercado español y, por tanto, dirigida a profesionales sanitarios legalmente facultados para prescribir o dispensar medicamentos con ejercicio profesional. La información técnica de los fármacos se facilita a título meramente informativo, siendo responsabilidad de los profesionales facultados prescribir medicamentos y decidir, en cada caso concreto, el tratamiento más adecuado a las necesidades del paciente.
Congress
Register for access to Progress in Mind in your country